Las mejores fotografías de Marsel van Oosten Fotógrafo de la naturaleza y la vida salvaje.


Largas pestañas naturales del elefante. Marsel van Oosten

Marsel van Oosten es un fotógrafo de la naturaleza reconocido en todo el mundo. Sus fotografías son famosas por su magistral dominio de la composición, iluminación, color y perspectiva. Ha ganado numerosos premios en los concursos mas prestigiosos de fotografía y éstas se exhiben en galerías y museos de todo el mundo. Junto a su esposa Daniella dirige la empresa Squiver, que organiza tours especializados y talleres de fotografía en destinos espectaculares por todo el planeta.



Oops. Marsel van Oosten

Con los animales salvajes nunca se sabe que es lo que puede pasar y con los mas peligrosos es normal que la mayoría de los fotógrafos utilicen teleobjetivos, pero Marsel no suele hacerlo. Para esta fotografía colocó la cámara escondida en un paso conocido de leones para activarla con un mando a distancia y gracias a ello evitó una desgracia porque al león no pareció gustarle los clics que salían de entre la hierba, descubrió la cámara y decidió cargar contra ella. Esta fotografía, realizada en el Sahara, fue premiada en el Travel Photographer of the Year Awards del año 2010.


Oh no, otra vez no! Marsel van Oosten

A los monos de nieve (Macaca fuscata) les gusta bañarse en las cálidas aguas de los manantiales termales. Estos animales están acostumbrados a los seres humanos, por lo que se sienten relajados con la presencia de los fotógrafos. La escena refleja una expresión muy humana de este simpático mono, que parece estar agobiado.


Elefante alimentándose al borde de las Cataratas Victoria. Marsel van Oosten

El rio Zambeze está salpicado de islas cubiertas de árboles y de vegetación, a lo largo de su curso. Cuando avanza la estación seca éstas se hacen mas grandes y numerosas y una vez que el nivel del agua baja lo suficiente se presentan atractivas oportunidades de alimentación para los animales. Este fue el caso del elefante de la fotografía, tomada muy cerca del borde de las Cataratas Victoria, una imagen bastante inusual según confirmaron los mismos habitantes locales que nunca habían avistado un elefante tan próximo del borde de la catarata.



Una mañana de niebla en Hokkaido. Marsel van Oosten

En una mañana con un frio terrible las aguas mas cálidas del rio causaban esta niebla que se congelaba al contacto con los arboles del lugar. A orillas de este rio de Hokkaido, en Japón, muchas grullas locales pasan la noche. Esta fotografía fue elegida por Nikon para presentar un anuncio en la edición holandesa de la revista National Geographic.


A cow in disguise, Alaska. Marsel van Oosten


Holding on. Marsel van Oosten

El macaco de nieve es el único mono nativo de Japón y está muy bien adaptado al clima frío del archipiélago durante el invierno, con temperaturas de hasta -15°c. Está recubierto de un lanoso manto de pelo pardo-grisáceo por todo el cuerpo excepto en la cara, la palma de las manos y pies y en las nalgas. En la cara presenta un color rojo muy característico. Esta fotografía consiguió el primer premio en el European Wildlife Photographer of the Year Awards y fue también presentada en la revista National Geographic.


Falling Skies. Marsel van Oosten

Namibia es un país situado al sudoeste de África, en una zona desértica en la que domina el desierto de Namib que le da nombre. Es uno de los lugares más populares en la fotografía paisajista de África por sus increíbles y surrealistas paisajes. Esta fotografía se hizo un día de densa niebla que se alzaba sobre las dunas y capta un momento mágico.


Leopardo bebiendo de una charca en África. Marsel van Oosten

De los grandes felinos de África el leopardo no es sólo uno de los más bellos sino también el mas complicado de fotografiar. Es un animal muy difícil de encontrar y la posibilidad de hacerlo y de que además se disponga de buena luz y se quede en el lugar el tiempo suficiente para poder fotografiarlo es una lotería.


Una imagen simpática de los macacos de nieve disfrutando de las aguas termales. Marsel van Oosten


Gacela africana bebiendo. Marsel van Oosten

Una gacela africana bebiendo en un pequeño afloramiento de agua. Esta gacela puede alcanzar velocidades al correr de hasta 90 kilómetros por hora y es capaz de dar saltos de hasta 3.5 metros.


Wing span contest. Marsel van Oosten


Manada de elefantes bebiendo en Namibia. Marsel van Oosten


Macaco japonés cavando en la nieve. Marsel van Oosten

Los macacos japoneses, conocidos como monos de nieve, buscan su alimento cavando en la nieve, momento que ha fotografiado Marsel. Para conseguir un color tan blanco marcó una exposición adicional y además usó el flash para iluminar la cara y los ojos.


Cachorros de león en el Parque Nacional South Luangwa de Zambia. Marsel van Oosten

Para tomar esta foto Marsel salió del campamento antes del amanecer para buscar con tiempo una escena interesante. Esta pareja de cachorros estaban muy activos saltando y corriendo alrededor de un árbol seco. Después de un tiempo, ya agotados, se tumbaron un rato, momento en el que tomó esta fotografía en el Parque Nacional South Luangwa de Zambia.


Un Oryx al atardecer, en el desierto de Namib. Marsel van Oosten

El desierto de Namib, que se extiende por la costa de Namibia, es un lugar muy difícil para la vida. Sin embargo muchos animales se han adaptado a sus duras condiciones entre los que se encuentra el Oryx, uno de los antílopes mas grandes de África. No suelen beber agua ya que en Namib apenas existe, consiguiendo la que necesitan de la vegetación de la que se alimentan.


Este macaco parece tener turbias intenciones con la bola de nieve. Marsel van Oosten

El mono de nieve japonés es una especie muy inteligente y es el único animal conocido que lava sus alimentos antes de comerlos. Les gusta jugar con la nieve y hace bolas con ella para divertirse. En estudios recientes se ha demostrado que este animal desarrolla acentos diferentes según la zona donde viven, al igual que los seres humanos.


Saludos de elefantes en Namibia. Marsel van Oosten


Perro salvaje africano. Marsel van Oosten

El licaón es un mamífero carnívoro de la familia de los cánidos conocido popularmente como perro salvaje africano y perro hiena. Son endémicos de África y tienen un pelaje tricolor con manchas blancas, negras y óxido. Poseen grandes orejas redondeadas y están dotados de fuertes mandíbulas. Los perros salvajes africanos cazan en manadas y es considerado como el mejor cazador del mundo y conocido por su gran resistencia. Se les ha observado cazando presas por relevos e incluso bloqueando una vía de escape potencial de la presa, a la que vencen por agotamiento.


Esta fotografía, tomada en Madagascar, fue ganadora del World In Focus Travel Photography organizado por National Geographic. Marsel van Oosten


Una perspectiva difícil de conseguir. Marsel van Oosten


Águila marina Steller. Marsel van Oosten

El águila marina Steller es una de las mayores aves rapaces en su género y una de las mas bellas. Con una población estimada de 5.000 ejemplares y en declive, esta especie está protegida y clasificada como vulnerable. En Japón son veneradas y las conocen como O-washi. Esta fotografía tomada en el mar de Okhotsk, Japón, destaca gracias a que el hielo ha funcionado como pantalla reflectora, añadiéndole contexto a la imagen.


Disfrutando de las aguas termales. Marsel van Oosten


Dunas de Namibia. Marsel van Oosten


Tigre siberiano, China. Marsel van Oosten

La mayoría de las fotografías de tigres retratan al tigre de Bengala, normalmente tomadas en la India. Esta imagen fue realizada en la gran reserva de tigres en el noreste de China, cercana a la frontera siberiana. El tigre siberiano es el mas grande y tiene una capa muy gruesa de piel para protegerse del frio con un color mas pálido y menos rayado.


Baobabs de Madagascar. Marsel van Oosten


Águila de cola blanca en una tormenta de nieve, Japón. Marsel van Oosten


Oso durmiendo la siesta, en el Parque Nacional de Katmai en Alaska. Marsel van Oosten


Dos hipopótamos midiendo sus fuerzas en Zambia. Marsel van Oosten


Subido a un arbol. Marsel van Oosten

Esta foto fue tomada en los bosques de Finlandia en época de apareamiento y había mucha actividad. Los osos estuvieron jugando, peleándose, nadando y trepando por los árboles, durante toda la tarde.


Foto tomada una noche de luna llena, en Madagascar. Marsel van Oosten


Silueta de jirafa, en Sudáfrica. Marsel van Oosten

Esta silueta de una jirafa tomada en Sudáfrica ganó el primer premio en la categoría de vida salvaje del prestigioso concurso Nature Photographers Network Annual Awards.


Diamond Head. Marsel van Oosten


Grupo de grullas, en Japón. Marsel van Oosten

Había estado nevando durante toda la mañana, el cielo estaba completamente nublado y la luz era muy suave. Un pequeño grupo de grullas subía una pendiente y de repente empezaron a graznar con el pico apuntando hacia arriba. Ese fue el momento en que Marsel tomó esta bella fotografía.


Lagarto gecko en la arena de Namibia. Marsel van Oosten


Hipopótamo dispuesto a una confrontación, en Namibia. Marsel van Oosten


Introspección. Marsel van Oosten


Camaleón Namaqua. Gotcha!. Marsel van Oosten

El camaleón Namaqua está muy adaptado a las zonas desérticas de Namibia. Se alimenta de insectos y de escarabajos como el que ha capturado el camaleón de esta fotografía. Cambia de color para adaptarse a la temperatura y depende de la luz para regular su temperatura corporal. Por la mañana, cuando hace mas frio, su color presenta un tono marrón oscuro. Una vez alcanza la temperatura corporal adecuada, su color pasa a un crema pálido casi blanquecino que le ayuda a evitar el calor ambiental. Esta foto fue seleccionada de entre mas de 17.000 en los Premios para la mejor fotografía de la Naturaleza y fue exhibida en el Museo Smithsonian.


Hágase la luz! Marsel van Oosten

Marsel realizó una larga tirada de imágenes, ajustando manualmente la potencia del flash, para conseguir esta fotografía tomada durante el día bajo un cielo cubierto y con un fondo de rocas muy oscuras.


Dos oseznos jugando a orillas del pantano. Marsel van Oosten

Dos oseznos pardos jugando justo después de que cesara la lluvia. El osito de la izquierda golpeó al otro en la cabeza provocando una lluvia de gotas que se desprendieron de la piel mojada. La imagen fue tomada desde un escondite que Marsel se fabricó en esta zona pantanosa y fue utilizada por la edición holandesa de National Geographic.



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...